viernes, 6 de enero de 2017

EL APELLIDO DOMÍNGUEZ-FALCÓN EN TEROR

FANEQUE HERNÁNDEZ BAUTISTA y
JUAN R. GARCÍA TORRES




INTRODUCCIÓN
SOBRE EL ORIGEN DEL APELLIDO FALCÓN
-Carlos Platero Fernández en su obra  “Los apellidos en Canarias” nos dice:
“Existen diversos linajes de esta denominación en la Península sin que tengan ninguna relación entre sí. No obstante la mayoría de los tratadistas dicen que este apellido es el castellanizado del Falcao portugués y que el linaje más antiguo en Galicia se estableció y erigió casa solariega en el lugar de A Pousa, parroquia de Castelos, en las cercanías de Vigo de donde salieron a su vez los fundadores de otras casas en diversos lugares de Galicia y pasaron al resto de España. Parece ser que también fue un apellido sefardita muy común”.
-Francisco Fernández Bethencourt en su “Nobiliario y blasón de Canarias” nos dice:
CASA FALCÓN: Adición a la casa de Quintana folio 133
“Trae: de sinople una torre de plata superada de un halcón volante de su color natural que entre garras lleva un arpón; y en la puerta tres bastones de sable en triángulo superado cada uno de una corona de oro; acompañada de ocho bastones del mismo color coronados de oro, cuatro a la derecha y cuatro a la izquierda. Timbre: el casco de un caballero. Cimera: una espada desnuda de su color.
Así se ostenta al público sobre las puertas principales de la casa Falcón en la Plazuela del
Príncipe Alfonso de la ciudad de Las Palmas de Gran Canaria en cuya isla goza esta familia desde su primera población de todos los honores, privilegios y exenciones de la nobleza ocupando muy preeminente lugar, así por las alianzas esclarecidas que contrajo como por los opulentos mayorazgos que disfrutó.
La casa Falcón de Las Palmas enlazó repetidamente con la de Bethencourt, rama mayor de los antiguos reyes feudatarios de las Islas Canarias; con la de Llarena, línea segunda de los marqueses de Acialcázar; con la de Castillo Olivares, línea de los condes de la Vega Grande de Guadalupe; con las de León, Bravo de Laguna, Quintana, Massieu, Matos etc., etc.
He aquí la filiación continuada de la familia Falcón:
1º Diego Falcón, natural de Montehermoso a tres leguas de Coria, poblador de la Gran Canaria a poco de su conquista como consta de una información practicada en 1575 a favor de Diego Flores de San Juan en que figuró como testigo siendo a la sazón capitán de infantería española de la gente de guerra de la isla y alcalde real de Teror. Estuvo casado con María Domínguez y consta que fue su única hija (sic):
2º Leonor Falcón nacida en Las Palmas bautizada en El Sagrario Catedral el 2 de febrero
de 1542, casada en Teror con el capitán Juan Lorenzo Castellano, hijo de Juan Castellano y de Juana Lorenzo, naturales y vecinos de la misma villa”
COMENTARIOS A PROPÓSITO DE ESTOS TEXTOS INTRODUCTORIOS
-Coincidimos con los asertos de Carlos Platero de un probable origen galaico-portugués para este apellido y de su más que probable adscripción sefardita. A lo largo de este artículo trataremos de aportar pruebas en respaldo de los mismos.
-Quien sepa leer entre líneas el texto de Francisco Fernández Bethencourt coincidirá probablemente con quien esto escribe en que el escudo nobiliario de los Falcón es una “creación” pues no cita el prestigioso heraldista el origen y fundamentación del mismo sino tan solo procede a describir el que se “ostenta” en la fachada de la casa de los Falcón junto a la actual Plazuela de las Ranas. Coincidirá igualmente con nosotros cualquier lector avisado en que el autor del texto admite que  la alcurnia de algunos Falcón les viene dada por las alianzas matrimoniales de  miembros de la familia y no por la hidalguía del supuesto fundador de la estirpe en Canarias de quien solo se dice que fue una persona de cierto renombre en el pueblo de Teror.
Es sin lugar a dudas una falacia el atribuir a Diego Falcón, el primero de la saga según la filiación que construye el afamado genealogista, “un origen notorio con honores privilegios y exenciones propios de la nobleza”. Argumenta dicho genealogista que Diego Falcón fue alcalde real de Teror y capitán de infantería en los años 70 del siglo XVI. Al respecto hemos de decir que en 1575, año en el que está datada la  información a favor de Diego Flores de San Juan en la que supuestamente Diego aparece como testigo, Teror no era ni tan siquiera una villa; era un pago perdido en las medianías boscosas de la isla poblado por labriegos y criadores portugueses y castellanos, en gran parte judeoconversos, que a lo sumo podía disponer de una alcaldía pedánea la cual solía recaer en la familia de los Villanueva. Y por otra parte, dada la ascendencia de Diego y de su esposa, que hoy desvelaremos, es muy improbable que Diego Falcón pudiera ser nombrado capitán de una compañía de las milicias insulares, puesto que solía estar reservado por entonces para los varones de familias hidalgas o descendientes de conquistadores.   
En apoyo de estas ideas traemos a colación el extracto obtenido en la carpeta del Archivo Diocesano de una información de génere promovida por tres bisnietos de Diego Falcón, al que estos ni siquiera nombran. Si efectivamente hubiera sido alcalde real y capitán de una compañía de las milicias canarias con seguridad habría sido señalado como su antecesor. Lamentablemente el original de dicha información no está consultable.
“Sebastián Falcón, Andrés Falcón y Diego Falcón. Información de génere ante Juan Gil Sanz en agosto de 1637 en la que consta que fueron hijos de Diego Falcón el viejo y de Lucía Díaz, vecinos de Teror, y que este Diego lo fue de Juan Lorenzo y Leonor Falcón y la Lucía Díaz de Bartolomé Díaz y Juana Domínguez”.
Según nuestras propias pesquisas, que ahora desarrollaremos, Diego Falcón 1 es un labrador y criador de ganado porcino, presunto hijo de la familia formada por el zapatero Pedro Falcón y su esposa Beatriz Muñoz. Se trata muy probablemente de una familia sefardita de origen galaico-portugués que en su huída, después de un tiempo de asentamiento en Extremadura, y de una breve estancia en Gran Canaria  se establece definitivamente en esta isla allá por el año 1515. El citado matrimonio formado por Pedro Falcón y Beatriz, que en nuestra opinión es el tronco de los de este apellido en esta isla, procrea hijos en Extremadura antes de su arribada, como es el caso indubitado de Lucas Falcón, el primogénito, zapatero como su padre, o como puede ser el caso de sus probables hermanos Diego Falcón e Isabel Falcón, vecinos de Gran Canaria en la primera mitad del siglo. Posteriormente tras afincarse en Las Palmas este matrimonio procrea a varias hijas  que serán bautizadas en El Sagrario: Ana en 1516, Catalina en 1518 y Juana en 1520.
Debemos suponer que, por ley natural, si Beatriz tuvo a su última hija en 1520,  debió tener a los primeros retoños en torno al 1500. Se ha dicho en innumerables ocasiones sin indicarse la fuente que Diego Falcón nació en Montehermoso (Cáceres) en 1508,  fecha de nacimiento que consideramos que puede ser factible ya que su casamiento (recibo de dote) se produce en torno a 1535.
En cuanto a su esposa, María Domínguez,  podemos probar documentalmente que es la misma persona que aparece citada en un proceso inquisitorial de 1574, que ahora extractaremos, como “María Fiallo, esposa de Diego Halcón”. María Fiallo, nacida en Las Palmas en 1516, es la hija única (una hermana suya llamada Isabel fallece siendo  niña) del matrimonio formado por el calero portugués Vasco Fiallo y la partera Catalina Domínguez.
La realidad que ahora pasamos a  desvelarles  parece ser pues que queda muy lejos de los delirios de grandeza de algunas ramas de los Falcón en relación con el origen de la estirpe.
Veamos un extracto del excepcional documento al que hacemos referencia:
ES 35001 AMC/INQ 111.001 PROCESO EN 1574 CONTRA SABINA HERNÁNDEZ
Testificación en 14 de octubre de 1574
Sabina Hernández, de 40 años más o menos, viuda desde hace tres años de Juan García, pescador.
PADRES: Rodrigo Alonso, pintor, y Leonor Hernández, vecinos de Badajoz, donde nació la confesante.
ABUELOS PATERNOS Y MATERNOS: No los conoció porque vino de niña de Badajoz.
TIOS, HERMANOS DE SU PADRE:
-Alonso Hernández de Badajoz, fue conquistador del Perú.
-Diego de Aguilar, que también fue conquistador del Perú.
TÍOS, HERMANOS DE MADRE:
-Beatriz Domínguez que fue casada con un hijo de Inés Baca
-María Fialla, mujer de Diego Halcón. Las dos difuntas.
HERMANOS:
-Nuflo de Aguilar que está en la ciudad de Laçera en Indias. No sabe si es casado.
HIJOS:
Luis de 8, Manuel de 5, María de 3 y está preñada de 4 meses
DISCURSO DE SU VIDA
“Dijo que vino de Badajoz con sus padres, de año y medio, y que aquí murió su padre y se crio en casa de su madre hasta edad de 8 años que la pusieron en casa de doña Luisa de Guzmán una señora de Gáldar a la cual sirvió hasta la edad de 12 años (¿)  y la casaron con su marido Juan García con el cual estuvo casada 20 años y que después que murió su marido ha tenido tienda de vender pan, aceite y pescado y otras cosas y que ha tenido conversación con un hombre que se llama Bastián Prieto artillero con el cual está al presente”.
CALIFICACIÓN
A 24 septiembre de 1574
“Fray Bernardo de Mena de la Orden de Santo Domingo y Fray Basilio de Peñalosa de la Orden de San Benito en las casas del Santo Oficio para calificar las proposiciones de estas mujeres, calificamos que estas personas, usando de hechicería para que sus amigos las quisiesen bien y no tuviesen parte con otras mujeres y para que pudiesen estar en las casas de los dichos sus amigos y tener parte con ellas, decían que era bueno rezar la oración de Santa Marta porque mediando la dicha oración se alcanzaría todo lo susodicho. Lo sobredicho son hechizos y supersticiones y blasfemias contra los santos por cuanto invocar los santos para que sean parte de su maleficio y maldades es gravísima injuria y  blasfemia que se hace contra ellos de donde se resume que las tales personas que hacen los sobredichos hechizos sienten mal de la beatitud y estado de los santos que están gozando de Dios y queriéndolos traer por medianeros para sus maldades, y así lo calificaron y firmaron de su nombre”.
Contra Catalina de Lara y Sabina Hernández: Auto de prisión de 13 octubre de 1574
SENTENCIA:
Christi Nomine Invocato
“Fallamos atentos a los autos y méritos del dicho proceso que por la culpa de él resulta contra la dicha Sabina Hernández, …debemos mandar y mandamos que en el presente auto de la fe salga en forma de penitente en cuerpo sin manto y una vela encendida en las manos y una soga de esparto al cuello donde le sea leída esta nuestra sentencia y por la sospecha que contra ella en dicho juicio resulta le mandamos abjurar y que abjure de levi los errores de que ha sido testificada y acusada y toda otra cualquier especie de herejía y que otro día después del auto sea sacada de caballera en una bestia  de albarda, desnuda de la cintura arriba con la dicha soga al pescuezo y traída por las calles públicas acostumbradas de esta ciudad con voz de pregonero que manifieste su delito, le sean dados cien azotes y le advertimos que de aquí en adelante se abstenga y excuse de hacer y decir cosas semejantes como las de que ha siso acusada con apercibimiento que no lo haciendo será severamente castigada y no se usará de la misericordia que al presente y por esta nuestra sentencia ha contado, así lo pronunciamos y mandamos”  Ldo. Ortiz de Funes.

COMENTARIOS AD HOC
-Dice Sabina Hernández, la confesante, que vino de Badajoz en el año 34 (tenía tan solo año y medio) con sus padres y sin embargo el pintor Rodrigo Alonso, su padre, está en Las Palmas al menos desde enero de 1522 como podemos comprobar en el siguiente extracto de un documento dictado ante Cristóbal de San Clemente:
“Rodrigo Alonso pintor otorga un poder para cobrar 40 doblas de oro que le deben por un contrato público”.
-Dice además Sabina Hernández que no conoció a sus abuelos  ni recuerda sus nombres (Lorenzo Hernández y Catalina Domínguez) lo cual es muy extraño.
-Catalina Domínguez, la  abuela de Sabina, antes de casar con Vasco Fiallo, estuvo casada ciertamente con Lorenzo Hernández o Fernández con quien tuvo en Las Palmas en julio de 1513 a una niña llamada Beatriz (Esta debe ser Beatriz Domínguez, la que casa con un hijo de Inés Vaca).
-La madre de Sabina, Leonor Hernández, cuyo bautismo no aparece en Las Palmas, pudo haber nacido antes que su tía Beatriz en Badajoz sobre 1510  y quedarse allí al cuidado de otros familiares hasta su casamiento.
-Tenemos constancia del nacimiento de Nuflo, hijo de Rodrigo Alonso  y Leonor Hernández, en Las Palmas en el año 1531 (libro 2).  Este es el hermano de Sabina a quien esta nombra como Nuflo de Aguilar, el que se va  a Indias.
-Es probable que el matrimonio formado por Rodrigo y Leonor haya viajado con posterioridad al nacimiento de Nuflo a su tierra de origen en Badajoz donde habría nacido Sabina, regresando a Gran Canaria sobre el año 36 (Sabina tiene 40 años en 1574: ha nacido por tanto sobre 1534)
-Puesto que Catalina Domínguez, su abuela, ha fallecido antes de 1535 (el recibo de dote de María Domínguez es otorgado en esa fecha por su tía) es cierto que no pudo conocerla a ella ni mucho menos a su abuelo Lorenzo Hernández fallecido antes de 1516.
-Leonor Hernández, su madre, debía seguir viva en 1574 pues Sabina solo habla en su discurso del fallecimiento de su padre Rodrigo Alonso que tuvo lugar, según su discurso, en torno a 1540.
-Algunos años después en junio de 1552, ante Luis Fernández Rasco, escribano de Las Palmas, Leonor Hernández realiza una transacción en la que se atestigua que era la viuda por entonces de su segundo marido, Alonso Hernández, quien podría ser el hermano de su primer marido, Rodrigo Alonso, pues ambos son pintores de profesión. Se dice además que Leonor  no era vecina de la isla pues consta como estante lo que parece confirmar que nació en Extremadura.
“Venta que Leonor Hernández, estante, viuda de Alonso Hernández, pintor, hace a Bernabé de Llanos, platero, de una esclava negra de 34 años aproximadamente por precio de 25 doblas de oro”
-Dice Sabina Hernández que desde que cumplió los ocho años la pusieron a servir en casa de doña Luisa de Guzmán en Gáldar (hija de Arminda Masequera y esposa de  Alonso Gutiérrez de Rojas) hasta que la casaron con 12 años (sic) con el pescador Juan García. Creemos que esto es un error de escritura  y donde dice 12 debemos leer 18. Con esta corrección nos cuadrarían las cuentas con el discurso de su vida: Llega  con menos de dos años a la isla, se cría en Las Palmas con su madre hasta los 8, pasa a servir en casa de doña Luisa de Guzmán desde los 8, cuando su madre vuelve a casarse, hasta los 18 años de edad en que la casan con Juan García. Con su marido  hace 20 años de casada, de los 18 a los 38, y en ese tiempo le da tres hijos. Los tres años siguientes desde la muerte de su esposo  en 1571 hasta el momento de su procesamiento en 1574, cuando sabina cuenta ya con 40 años, tiene tienda de pan, aceite y pescado en Las Palmas y se amiga con un artillero negro llamado Bastián del que está preñada de cuatro meses.
-Se confirma con todo esto que Sabina no conoció a sus abuelos pero resulta muy raro que su madre Leonor Hernández que al parecer aún está viva cuando fue procesada en 1574 no le haya dado cuenta de la identidad de sus abuelos que residen en Las Palmas al menos desde 1510 ¿Por qué trata de evitar el reconocimiento de sus abuelos Catalina Domínguez y Lorenzo Hernández o por qué se le ha ocultado a ella la identidad de los mismos?
-Prestemos atención ahora a las partidas siguientes que parecen confirmar el interés por el ocultamiento de la identidad de la madre de las dos niñas bautizadas que son fruto del matrimonio entre Catalina Domínguez, la abuela de Sabina, y de su segundo esposo Vasco Fiallo.  En ambos documentos se omite, dejando un espacio en blanco, el nombre de la madre de las bautizadas.
Partida de Bautismo de María, Libro 1 Folio 69, El Sagrario Catedral
"En 9 de agosto de 1516 bautizó Aparicio López a María hija de Vasco Fiallo y de su mujer [en blanco] fueron sus padrinos Antón (ilegible) y su mujer"
Partida de bautismo de Isabel, Libro 1 Folio 80 Vto, El Sagrario Catedral.
"En lunes 27 del mes de setiembre año sobredicho (1518) bauticé Marcos Romero cura a Isabel, hija de Vasco Fiallo y de [en blanco] su mujer, fueron compadres Juan de Herrera y su hija".
Notas acerca de estas partidas:
-Juan de Herrera y su esposa Francisca Núñez, los padrinos de Isabel, son indubitadamente judeoconversos. Al ser compadres habría que presumir cierta proximidad familiar y religiosa entre ellos. Juan es hijo de Diego de Herrera y Teresa Álvarez de Turiel y hermano de Álvaro de Herrera, Diego de Herrera y Mayor de Herrera. Para respaldar esta genealogía véase el capítulo IV.3 de la Tesis Doctoral de Alberto Anaya “Judeoconversos e Inquisición en las Islas Canarias (1402-1605)”  titulado La Familia de los Herrera.
-La hija  de Juan de Herrera a la que se alude como madrina puede ser Isabel de Herrera nacida en 1504 la que casará posteriormente con el también judeoconverso Juan de Maluenda.
-María Fiallo es hermana de Leonor Hernández  la madre de Sabina Hernández según su declaración. En realidad es hermanastra. Puesto que se dice en el documento de su curaduría, que luego analizaremos, que María  Fiallo (casada con Diego Halcón) es hija única de Vasco Fiallo y de Catalina Domínguez, hemos de concluir que su hermana Isabel, la nacida en 1518, debió fallecer tempranamente.
-María Fiallo,  hija de Vasco Fiallo y Catalina Domínguez es pues y sin lugar a dudas  la misma persona que María Domínguez, la esposa de Diego Falcón de la que tanto se ha hablado. María es efectivamente la niña bautizada el 9 de agosto de 1516 en Las Palmas, hija de Vasco Fiallo y de su mujer.
-Catalina Domínguez, la madre de María Fiallo, es la misma persona que pocos años antes, el 11 de julio de 1513, en unión de Lorenzo Hernández había bautizado a su hija Beatriz Domínguez (la que casaría con un hijo de Inés Baca). Beatriz Domínguez es por tanto hermana de Leonor Hernández  y hermanastra de María Fiallo o Domínguez,  hijas todas de Catalina Domínguez.
NOTICIAS DE VASCO FIALLO, PADRE DE MARÍA FIALLO O Mª DOMÍNGUEZ
Escribanía de Cristóbal de San Clemente
A 4 de noviembre de 1519
Vasco Fiallo, vecino, es testigo en un reconocimiento de deuda por venta de un esclavo.
A 27 de octubre de 1522
Vasco Fiallo vº de GC vende a Alonso Vázquez de igual vecindad un esclavo guanche de color blanco llamado Martín de 35 años poco más o menos por 15 doblas de oro
27 octubre 1522
Vasco Fiallo arrienda a Rodrigo Suárez un pedazo de tierra de sequero que tiene en la vegueta de Porras que linda de una parte con el lomo de los caballos y de otra con las tierras de Lucas Martín por precio de 12 fanegas de pan: 6 de trigo, 4  de cebada y 2 de centeno.
12 enero 1523
Esteban de Jerez y Vasco Fiallo vs, su fiador, reconocen deber a Rodrigo Pérez secretario de la santa cruzada 3000 mrs por cierto trigo que le compró
23 febrero 1524
Alonso Rodríguez, calero, debe a Vasco Fiallo vº 11.000 mrs por toda la parte que tenía de dos hornos de cal, uno cocido y el otro aparejado, que tenían en compañía en Axinamar que le vendió.
NOTICIAS DE CATALINA DOMÍNGUEZ
En mayo de 1529 depone como testigo, entre otras personas, la partera Catalina Domínguez cuya ascendencia no es conocida aunque tenemos fundadas sospechas sobre
las que ahora no vamos a entrar. A continuación mostramos el extracto de dicha información realizado por Aurina Rodríguez en su artículo “Catálogos y extractos de la Inquisición de Canarias” publicado en la Revista del Museo Canario 1977-1979:
“Información acerca de la misteriosa muerte de unos niños relacionada con la existencia de brujas y brujos en la Ciudad Real de Las Palmas. Los testigos declaran “es ahogado de brujas” por las señales violentas que presentaban los cuerpos y sospechan de Leonor Viera, mujer de Alonso Pequenino, albañil, la vieja Machina, que vive en la calle de Ntra. Sra. de la Concepción en Triana y de Cristóbal Mordes, vecino de la Angostura”.

UN DOCUMENTO DEFINITIVO SOBRE LA ASCENDENCIA DE MARÍA FIALLO
Febrero de 1529  Ante Cristóbal de San Clemente
Curaduría de María Fiallo, hija única de Vasco Fiallo,  y orden a su madre Catalina Domínguez para que haga inventario  de los bienes que le pertenecen
Final de un documento:
“Ítem que asimismo mandara e mandó a la dicha Catalina Domínguez que haga inventario ante pública persona de todos los bienes raíces e muebles que por la dicha menor ha recibido e recibiere de aquí en adelante para lo cual dijo que le dará  e le dio licencia y facultad cumplidamente según que de derecho en tal caso se requiere e que mandara y mandó a mí el dicho escribano que recibiere de la dicha Catalina Domínguez inventarios de los bienes siendo los raíces deslindados y los muebles apreciados por dos personas que los … e aprecien para que de todo ello la dicha Catalina Domínguez  dé cuenta del dicho inventario cada y cuándo a ello fuere obligada”
Testigos: Tomás Sánchez de Herrera, alguacil mayor de la isla, Lope Mujica, Juan Hidalgo, Francisco de Mesa y Rodrigo de Medina, vecinos de la isla.
“Y el dicho teniente y el dicho Diego de Aguilar lo firmaron aquí y porque la dicha Catalina Domínguez dijo que no sabía escribir a ruego lo firmó por ella el dicho Tomás de Herrera” Firman el Ldo. Fernando de Espinosa y Diego de Aguilar.
Al pie dice: “Curaduría de María Fiallo, hija de Vasco Fiallo, a su madre”
Notas acerca de los testigos y firmantes:
-Lope de Mujica hijo de Catalina Guerra y Juan de Ceberio es el marido de Inés de Herrera, hija de Juan de Herrera y Francisca Núñez, judeoconversos, los mismos que en 1518 ejercieron de padrinos de Isabel, la hermana de María Fialla que murió de niña.
-Tomás Sánchez de Herrera, el Alguacil Mayor de la isla, quien firma en nombre de Catalina por no saber esta escribir, es igualmente judeoconverso.
En el siguiente fragmento del artículo de Alberto Anaya publicado en los Coloquios de Historia Canario-Americana que lleva por título “La conflictividad social en Gran Canaria de 1524”  encontramos respaldo a las adscripciones antedichas.
“En el primer cuarto del siglo XVI conocemos al menos 13 dueños de ingenio de este origen (judeoconverso). Como es lógico participaron activamente en los arrendamientos de las rentas reales y eclesiásticas al igual que en el comercio y en la artesanía. Los hubo mayordomos del obispado…o del cabildo eclesiástico. Abundaron también los médicos, boticarios y escribanos. Participaron también activamente en la política desde el primer momento de la conquista. El malogrado Pedro de Algaba tenía este origen, Juan de Mayorga sería alcalde con Pedro  de Vera, los licenciados Peñalver, Cristóbal de la Coba y Juan de Herrera fueron tenientes de gobernador en distintas ocasiones. Otros ejercieron de alguaciles como Pedro de Carmona, Tomás Sánchez de Herrera, Gonzalo de Mairena y Pedro Castellanos. Bartolomé Páez sería regidor desde 1499 y posteriormente personero al igual que Hernando de Bachicao. En la época que nos ocupamos, bajo el gobernador Diego de Herrera, converso madrileño, lo eran asimismo los regidores Juan de Maluenda, Diego de Narváez y Pedro de Peñalosa que además era receptor de la Inquisición….”
De los tres últimos testigos citados no tenemos otra referencia que la de su aparición en el libro primero de bautismos de Las Palmas en compañía de sus esposas bautizando a algunos de sus hijos.
-Juan Hidalgo casado con Beatriz Fernández; hijos: Juan en 1515 y Luis en 1520.
-Francisco de Mesa con Mayor Franca; hijos: Francisco, Fernando y Marcos habidos entre 1509 y 1519.
-Rodrigo de Medina con Catalina Hernández (no se indica en este caso el nombre del niño que es bautizado)
Ahora bien, creemos que el último de los citados puede ser la misma persona que el mercader Rodrigo de Medina que testifica ante la inquisición en 1527 acusado de blasfemia por escupir en misa.
A 3 de mayo de 1527
“Juan Alonso albañil, gallego,…vecino de Triana en la calle de Francisco León acusa a Rodrigo de Medina de escupir cuando se elevaba la sagrada hostia en la iglesia”.
Finalmente hemos de señalar que uno de los firmantes es Diego de Aguilar, hermano de Rodrigo Alonso, el padre de Sabina Hernández de quien esta dice que fue conquistador del Perú. En cuanto al otro firmante creemos que se trata del Ldo. Francisco Pérez de Espinosa que ejerce en los años 30 y 40 de padrino en diversos bautismos de familias sospechosas de judaísmo según las averiguaciones de la Santa Inquisición.
No nos cabe duda alguna después de estas pesquisas de que la curaduría de la hija de Vasco Fiallo, otorgada a su madre Catalina Domínguez, se hace en presencia de las fuerzas vivas judeoconversas de la ciudad. Esto serviría de prueba para confirmar el origen judaico de los Falcón pues es lógico pensar que se ha convenido el matrimonio entre familias “bien avenidas”.

MATRIMONIO DE DIEGO FALCÓN Y MARÍA DOMÍNGUEZ
En febrero de 1535 ante Cristóbal de San Clemente se realiza el siguiente recibo de dote en el que se señala que María es ya su mujer por lo que el matrimonio debió realizarse a principios de este año o a fines del anterior cuando María contaba con menos de 20 años de edad.
“Diego de Halcón vº de Gran Canaria reconoce haber recibido como bienes dotales de su mujer, María Domínguez, sobrina de Catalina Gutiérrez, vecina de la isla, la cantidad de 41.250 mrs. en los bienes que se citan. Se nombra a Pedro Romi y a Pedro Macías”. (Faltan las últimas hojas)
Catalina Gutiérrez la tía de María Domínguez que consta en el recibo como dotante es probablemente la misma persona que muchos años después aparece en el documento que les mostramos a continuación arrendando  unas tierras en Teror a un portugués que lindan con las de un vecino igualmente  portugués.
Ante Luis Fernández Rasco a 30 de abril de 1552
“Arrendamiento que Catalina Gutiérrez, vecina,  hace a Diego Álvarez, portugués, de una heredad de parral, huerta y árboles frutales en Terore, linda con Anrique Díaz y con el camino real” Testigos: Gaspar López, Marcial Hernández y Juan Guillermo.
Nota de interés:
-Queremos destacar que dos documentos fundamentales para trazar la ascendencia de María Domínguez,  la esposa de Diego Falcón, han sufrido mutilaciones. Faltan hojas en la curaduría de 1529 otorgada a su madre y en el recibo en 1535 de la dote que su tía Catalina Gutiérrez le entrega a su esposo. Alguien sin duda por oscuras razones (quizá guiado por las aspiraciones nobiliarias de algunos de sus descendientes) ha tratado de hacer desaparecer el rastro de la ascendencia de María Fiallo.

CONJETURA SOBRE LA ASCENDENCIA DE DIEGO FALCÓN
El primer Falcón del que tenemos huella documental en la isla de Gran Canaria se llamó Pedro Hernández Halcón. Aparece con su esposa Beatriz Fernández bautizando a una hija llamada Juana en El Sagrario de Las Palmas en noviembre de 1507.
El siguiente Falcón del que se tienen noticias es el zapatero Pedro Falcón casado con Beatriz Muñoz. Ambas parejas en nuestra opinión podrían ser la misma. El asentamiento en la isla de esta familia pudo realizarse en diferentes etapas. Si admitiéramos que Pedro Hernández Falcón y Pedro Falcón son una misma persona podríamos establecer que con su esposa Beatriz estaban en Gran Canaria en 1507 y que después de un tiempo en la Península regresaron a la isla para radicarse definitivamente en ella sobre 1515. En el libro primero de bautismos de El Sagrario se registra que Pedro Falcón, zapatero, y Beatriz Muñoz bautizan a Ana en 1516, a Catalina en 1518, y a Juana en 1520. De estar en lo cierto la niña nacida en 1507 llamada Juana debió morir prematuramente pues con ese mismo nombre se bautiza a la última de la prole citada.
Con anterioridad al primer viaje, antes de 1507 o bien en ese periodo de retorno a Extremadura después del primer viaje, entre 1508 y 1515, pudieron nacer los hijos mayores del matrimonio: Lucas, Isabel y Diego.
Muchos años más tarde, en octubre de 1552 ante Luis Fernández Rasco se dicta el testamento de Beatriz Muñoz, mujer de Pedro Halcón, en el que esta nombra por albacea al hijo de ambos, Luis (sic) Halcón. Creemos que este hijo, que debió ser el mayor, ostenta el nombre de Lucas y no el de Luis (hay un posible error de transcripción de la abreviatura). Del tal Lucas encontramos una huella documental ante Luis Fernández Rasco en febrero de 1552 en la que se nos informa de que era zapatero como su padre:
“Aprendizaje en el que es colocado Blas, hijo de 16 años de Beatriz González vº de Tenerife, con Lucas Halcón zapatero, por Bastián Rieros, padre de los huérfanos, proveído por la justicia y regimiento de la isla.
Creemos que además de Lucas y de Diego es también una hija de Pedro Falcón  y Beatriz Muñoz la llamada Isabel Falcón quien junto a su esposo Pero López bautizan en Las Palmas a una niña  de nombre María en 1523. De esta María tenemos la sospecha de que puede tratarse de la misma persona que por  oscuras razones se asienta en Agüimes en los años 40 dando lugar a la saga de los Caballero. Si el cónyuge de Isabel Falcón fuera el noble caballero Pero López de Vergara (teniente de gobernador de Gran Canaria por esas fechas) a quien se denomina “virtuoso señor” en cierta documentación que manejamos entenderíamos quizá el motivo por el cual su descendencia en Agüimes adopta el apellido Caballero.
Bautismo de María (Libro1, Folio 104)
"Martes diez días de febrero año sobredicho (1523) bautizó Guerra Peñalosa cura a María hija de Pedro López, yerno de Falcón, y de Isabel de Falcón su mujer; fueron sus padrinos Alonso de Illescas y Francisca López, mujer de Matagatos”.
Notas aclaratorias acerca de los padrinos en esta partida:
-Una tal Francisca López es la mujer de Pedro de Illescas quien puede ser el apodado como “matagatos”. Estos bautizan a un hijo en 1521 llamado Francisco (L1 de El Sagrario). Matagato y Francisca López constan en otra entrada como tal matrimonio si bien en esta ocasión no se señala el nombre del niño bautizado.
-La mujer de Alonso de Illescas, el padrino de María, se llama Leonor Fernández o bien Leonor Carfore (¿) en la transcripción del libro primero realizada por Lobo y Rivero. Esta pareja bautiza a dos hijos en Las Palmas: Luisa en 1509 y Melchor en 1511.
-En el siguiente fragmento de la Tesis Doctoral de Alberto Anaya encontramos información muy valiosa acerca de los muy señalados personajes que ejercen de testigos en el bautismo de María.
“Los restantes conversos que menciona el texto nos son en su mayoría conocidos por otras fuentes inquisitoriales. Así sucede con los hermanos Illescas, Alonso y Hernando cuya vida y genealogía nos proporciona el primero en una declaración ante el inquisidor Martín Jiménez en 1526. Eran hijos del jurado sevillano Pedro de Illescas que huyó a Sanlúcar cuando la pestilencia grande y la inquisición, donde murió. Su madre Beatriz Hernández huyó con ellos a Portugal y más tarde se trasladó a Roma y los hijos a Castilla. Alonso comerció con las islas desde 1497 y se instaló definitivamente en Gran Canaria en 1507 huyendo de la peste en Andalucía. Continuaría siendo mercader y también fue mayordomo del obispo y recaudador de la santa cruzada”.
Comentario: Son demasiadas las coincidencias. Una hija de Catalina Domínguez casada con Lorenzo Hernández se llama Beatriz, como la madre de los hermanos Illescas. Y la esposa de Alonso de Illescas se llama Leonor Hernández, es decir, que ostenta el mismo nombre y apellido de la hija de Catalina Domínguez, la que casa con los pintores Rodrigo Alonso y Alonso Hernández. La relación familiar entre todos ellos se hace para nosotros evidente así como queda documentada la filiación judaica de todos estos personajes.

BALANCE SOBRE LA DESCENDENCIA DE LA PAREJA ORIGINARIA
Pedro Falcón, zapatero, y su mujer Beatriz Muñoz. (En nuestra opinión son las mismas personas que aparecen con el nombre de Pedro Hernández Falcón y Beatriz Hernández) son los padres presuntos de:
Lucas, el primogénito, casado con Isabel González, cuya hija, Catalina Falcón, enlaza con los Guedes; Isabel Falcón, casada con Pedro López; y Diego Falcón, casado con María Domínguez  (estos habrían nacido entre 1500 y 1515 fuera de la isla), así como de  Ana, Catalina y Juana (nacidas entre 1516 y 1520 en la Ciudad Real de Las Palmas). De las tres hijas nacidas en la isla no tenemos referencias de sus circunstancias vitales.

LA DESCENDENCIA DE DIEGO FALCÓN Y MARÍA DOMÍNGUEZ
Sobre la descendencia de este matrimonio remitimos a los lectores al documentado artículo firmado por Eugenio Egea en este blog de Genealogías Canarias que lleva por título “Extremeños en el poblamiento de Teror” (revisado en 8 de noviembre de 2015).
Copiamos a continuación entre comillas la información aportada por Egea para tres de las hijas de dicho matrimonio con algunas acotaciones de nuestra cosecha entre paréntesis para luego escribir unas notas sobre otros hijos probables.
-“Catalina Falcón nacida en 1538 su bautismo inscrito en el libro 2 de la parroquia del Sagrario Catedral de Canarias, contrajo nupcias con Baltasar Hernández de profesión barbero que debió fallecer tempranamente en 1560 al dictar testamento y codicilo ante Alonso Hernández por encontrase enfermo nombrando como hijas a Anica y Juanica”
(De los documentos citados  queremos resaltar dos referencias del testador a su suegro. Además de haberlo nombrado como uno de sus albaceas  en su memoria de deudas dice que “le debe su suegro Diego Halcón 12 hanegas de trigo” y que “en el hato de puercos de su señor Diego Halcón tiene 33 puercos y una puerca”. Ambas citas son concluyentes al respecto de las actividades agropecuarias que ocupan a Diego Halcón).
-“Isabel Gutiérrez, su natalicio  en 1540, tomó el apellido por línea materna pues se sabe que Marina Domínguez fue sobrina de Catalina Gutiérrez posiblemente hermana de su madre. Contrajo matrimonio con Rafael Alemán, viudo de Francisca de Grecia, y al fallecer Isabel volvió a enlazar con Florencia Rodríguez. Fue hijo de Teresa de Bethencourt”.
(Tenemos la sospecha de que el matrimonio citado entre Rafael de Alemán e Isabel Gutiérrez tuvo descendencia pues consta en nuestro árbol familiar que en 1618 en Las Palmas casan el portugués Manuel Ramos y Catalina Falcón hija de Francisco González e Isabel Gutiérrez. Esta Isabel por las fechas y nombres en juego podría ser la nieta de su homónima).
-“Leonor Falcón inicia su vida en 1542. Se unió maritalmente a Juan Lorenzo Castellano, hijo de Juan Castellano y de Juana Lorenzo. Ambos eran primos y dispensados en segundo grado de consanguinidad: Diego Falcón, padre de la contrayente, y Juana Lorenzo, madre de Juan Lorenzo, el contrayente, fueron primos”
(Tuvimos dudas acerca del nombre del esposo de Leonor Falcón. En algunos documentos como la información de génere ya citada de 1637 y en el censo de Teror de 1595 se habla ciertamente de Juan Lorenzo, es decir que se le da el mismo nombre que a su padre, y sin embargo tenemos un extracto del Archivo Diocesano datado en abril de 1589  que dice: “Francisco Lorenzo vecino de Teror y su hijo Bartolomé Domínguez, vecino de Arucas, dote a su hija y hermana Catalina Alcona para casar con Gaspar Hernández”. Nos hemos decantado a pesar de las dudas  por la primera opción, es decir por Juan Lorenzo, opción que se consolida al comprobar en el índice del libro 2º de matrimonio de Arucas el registro del casamiento en 1625 de Gaspar Barreto y María Domínguez, hija de Juan Lorenzo y Leonor Falcona).

OTROS HIJOS POSIBLES DE DIEGO FALCÓN Y MARÍA DOMÍNGUEZ
-La fecha del siguiente documento permitiría conjeturar que Alonso Falcón pueda ser otro hijo de Diego aunque también podría tratarse del mismo personaje. Una mala lectura de la abreviatura de Diego que es fácil de confundir con la abreviatura de Alonso podría explicar el enigma.
A 18 de enero de 1559 en Las Palmas ante Alonso  Hernández
“Reconocimiento de deuda que Alonso Halcón, vº de Teror hace a Hernán Pérez Loya vecino, mercader, presente, por 2 varas y cuarta de carisea azul morada y de 4 varas de ruán”.
-Si la fecha de este otro extracto del diocesano que ahora les mostramos es correcta podríamos estar ante otra hija de Diego Falcón habida en ese caso necesariamente con mujer diferente que su esposa María Domínguez. En el caso de que se tratara de una nieta, estaríamos descubriendo a un hijo homónimo:
“Juan de Troya casado con Francisca Falcón; esta es hija de Diego Falcón F343 1584”
Este matrimonio bautiza dos niñas en La Vega: en 1589, a María,  y en 1592, a Isabel.
LEONOR FALCÓN DOMÍNGUEZ Y JUAN LORENZO
La descendencia de este matrimonio está bien estudiada en el artículo de Egea ya citado: “Extremeños en el poblamiento de Teror”. Procedemos por tanto a copiar el párrafo correspondiente para luego tratar de hacer alguna aportación entre paréntesis sobre lo dicho: 
“Por el padrón de 1595 elaborado por el párroco, el Bachiller Juan Rivero, sabemos que el matrimonio era fallecido en ese año y que los hijos solteros que vivían en el domicilio familiar eran Andrés Falcón, Serafín Domínguez (esposo de Sebastiana González), Constantín Lorenzo (dice Constanza. Casó en 1607 con María de Montesdeoca), Ana, María Domínguez (en 1625, Gaspar Barreto se convirtió en su esposo) y Sebastiana. A estos habría que añadir a Diego Falcón matrimoniado con Lucía Díaz del Río (1586) y a Catalina Falcón casada con Gaspar Hernández los cuales formaron consorcio antes de la fecha de elaboración del padrón”
(A este listado habría que añadir como hijos de dicha pareja a Bartolomé Domínguez el vecino de Arucas ya citado que dota a su hermana Catalina Falcón para casar con Gaspar Hernández y también a Martín Lorenzo (nos consta que un Martín aparece en el censo de Teror de 1595 viviendo en la misma casa que sus hermanos solteros) quien tuvo un hijo ilegítimo con María García, la repudiada mujer de Juan Estévez, la que fue acusada de brujería en 1606 y penitenciada por la Santa Inquisición. En el extracto del censo de Teror de 1595  que hace Cebrián Latasa  aparece igualmente un Juan Lorenzo como un hermano más de los anteriormente citados).
(Es probable asimismo que también sea hija de dicha pareja María Lorenzo la casada con Gabriel Hernández (constan como tal unidad familiar en el censo de Teror de 1595) quienes entre otros hijos procrean a un niño llamado Juan, el cual podría quizá ser identificado con Juan Domínguez Falcón, el que a su tiempo casaría con Leonor de Ojeda. Sin pruebas para acreditarlo planteamos esta idea a partir del conocimiento  de la descendencia de dicha pareja (Agustín Dguez, nace en Teror en 1606; posteriormente nacen en  Gáldar entre 1612 y 1627 Juan Dguez, María Lorenzo, Diego Dguez y Francisco Dguez), una descendencia que como puede verse incluye a una hija llamada como su abuela: María Lorenzo).
De los hijos indubitados de dicho matrimonio, y antes de continuar la línea por Serafín, creemos conveniente destacar la figura de Andrés Falcón, héroe de guerra cuya  memoria por sí sola dignifica la estirpe de los Falcón sin necesidad de recurrir a ennoblecimientos tardíos por la vía de matrimonios de interés o por compra de informaciones.
Andrés Halcón, hijo de Juan Lorenzo Castellano y de su esposa Leonor Falcón, tomó parte en la milicia terorense que salió en defensa de la capital tras el desembarco de Van der Does en 1599 falleciendo en la contienda. Laforet, cronista de la ciudad capital,  rememora aquellos hechos de este modo:
“En aquellos arenales de Santa Catalina, justo por la zona donde hoy se encuentra en Arsenal y, no lejos, la Iglesia de Ntra. Sra. del Pino que levantara Luis Antúnez, se ubicó la Compañía de Milicia de Teror con su bandera y estandarte de la Patrona, entregándose al
combate con enorme valentía y heroísmo probado. Justo y merecido será que, en esta crónica, recordemos a los terorenses de esta compañía de Milicias de la Villa Mariana comandada por el capitán Arencibia, fallecidos en aquellos terribles días de hace 417 años, como fueron el bachiller Juan Rivero Alonso, cura párroco del Santuario de Ntra. Sra. del Pino, Bartolomé Díaz “El Mozo”, Andrés Halcón y el herrador Juan Hernández, cuyos nombres se encuentran en la placa que se ha colocado en la fachada de la Iglesia Parroquial de Santa Brígida junto a la del resto de grancanarios defensores de la isla en la “gesta de El Batán”
  
SERAFÍN DOMÍNGUEZ Y SEBASTIANA GONZÁLEZ
Partida de Matrimonio Iglesia Ntra. Sra. del Pino Teror, Libro 1 - Folio 2 - Año 1606
"En 4 de junio de 1606 casé a Serafín Domínguez y a Sebastiana González según orden de la Santa Madre Iglesia habiendo precedido las tres amonestaciones intermisa solemnia conforme lo decretado en el Santo Concilio tridentino, testigos a lo dicho Luis Sánchez y Juan de Quintana fecho ut supra”.  El Lcdo. Pedro Márquez.
Sebastiana, añadimos nosotros para suplir la omisión del sacerdote, es hija de Pedro González y Catalina Báez, casados en Guía en 1576, y nieta materna de Juan Báez.
REFERENCIAS A SERAFÍN DOMÍNGUEZ Y A SU HERMANO MARTÍN LORENZO EN CIERTAS ESCABROSAS TESTIFICACIONES ANTE EL INQUISIDOR PEDRO HURTADO DE GAVIRIA EN 1606
“En Teror a 25 de octubre de 1606 Juan Delgada mujer de Juan González dijo… y también le dijo Serafín Lorenzo habrá como cuatro años que la dicha María García le había dicho que si ella tuviese cabellos y tierra que hollase y la suciedad de la dicha María hija de Cristóbal García que ella hiciera que Martín Lorenzo su hermano la aburriese…”
“En la villa de Terore a 28 de octubre de 1606 Sebastián del Toro el mozo ( de 23 años) ...dijo...cómo habrá 3 o 4 años que estando este testigo y Serafín Domínguez en casa de María García mujer de Juan Estévez,  este era casado, de cómo de él estaba aficionada una mujer y que él no la quería, le dijo al dicho Serafín Domínguez la María García que tomase un freno y se lo pusiera en su propia natura diciendo: Refrénate bestia fiera y que con aquello curaría de todo pronto…”
“En la villa de Teror a 27 de Octubre de 1606 Serafín Domínguez labrador vecino de esta villa de 27 años…dijo…cómo habrá dos años que María García mujer de Juan Estévez dijo a este testigo que Martín Lorenzo que había tratado con ella andaba aficionado de Mari Hernández una moza doncella que ahora es casada y que si ella tuviera de la mierda de la dicha moza y de los cabellos y de un poco de tierra de la que pisaba para sahumarle un camisón al dicho Martín Lorenzo que él la aborreciera y que para que un hombre aborreciera a una mujer era bueno ponerlo un freno de caballo en la natura…”
Nota: De este último documento obtenemos el dato de la fecha aproximada de nacimiento de Serafín que podemos situar en 1579.

CONTINUIDAD DEL LINAJE PARA FAVORECER LOS ENTRONQUES
PEDRO FALCÓN Y ANA PÉREZ
Al no contar con la partida de matrimonio de esta pareja ofrecemos  a los lectores para afianzar el entronque la partida de bautismo de Pedro y la de matrimonio de su hijo Baltasar:
Partida de Bautismo Iª Ntra Sra del Pino (Teror), Libro 1 - Folio 39 Vto - Año 1615
"En Terore primero día del mes de enero de 1615 años yo Francisco de Escobar Cura de este dicho lugar bauticé a Pedro, hijo de Serafín Domínguez y de Sebastiana González, su mujer; fue su padrino Matías García, hijo de Agustín García mercader vecino de la Ciudad; fuesele advertido el parentesco espiritual en fe de lo cual lo firmé”. Francisco de Escobar.
BALTASAR FALCÓN Y MARÍA TRAVIESO
Partida de Matrimonio Iª Ntra Sra del Pino Teror, Libro 2 - Folio 56 Vto - Año 1681
"En el lugar de Teror en 6 días del mes de octubre de 1681 Yo Blas Rodríguez presbítero ayudante de cura del Bachiller Juan Rodríguez de Quintana cura de esta Iglesia y con su licencia casé y velé in facie ecclesiae a Baltasar Falcón hijo legítimo de Pedro Falcón y de Ana Pérez su legítima mujer con María Travieso hija legítima de Diego Hernández y de Ana Rodríguez difuntos todos vecinos de este lugar en el Palmar y en la Peña…fueron testigos presentes Bartolomé Falcón, Gaspar de Ojeda, Justa Hernández y otras muchas personas confesaron y comulgaron para dicho efecto de todo lo cual doy fe y lo firmé con dicho cura”. El Bachiller Juan Rodríguez de Quintana y Blas Rodríguez.
DIEGO FALCÓN Y JUANA RODRÍGUEZ
Partida de Matrimonio Iglesia Ntra. Sra. del Pino Teror, Libro 2 - Folio 156 - Año 1707
"En el lugar de Teror en 14 días del mes de noviembre de 1707 años. Yo Domingo Marrero teniente de cura de este lugar casé según orden de nuestra Santa Madre Iglesia a Diego Falcón hijo legítimo de Baltasar Falcón y de María Travieso con Juana Rodríguez hija legítima de Lucas Pérez difunto y de María Álvarez todos vecinos de este lugar… fueron testigos el alférez Blas de Quintana, Francisco Pérez, Martín Padilla de Figueredo y otras muchas personas confesaron y comulgaron para casarse doy fe y lo firmé con dicho cura”. El Bachiller Juan Rodríguez de Quintana y  Domingo Marrero.
CATALINA FALCÓN Y JUAN SUÁREZ DE OJEDA
Partida de Matrimonio Iª Ntra Sra del Pino Teror, Libro 3 - Folio 80 Vto - Año 1738 "En el lugar de Teror en 24 de mayo de 738 años Yo D. Francisco Ramos de Quintana de licencia parroquial asistí a la celebración del Santo Sacramento del matrimonio y casé y velé in facie ecclesiae a Juan Suárez hijo legítimo de Francisco Suárez y de Gregoria de Ojeda difunta con Catalina Falcón viuda de Francisco Moreno y vecinos de este lugar habiendo precedido las tres amonestaciones acostumbradas…y están dispensados de tercero grado por el Ilustrísimo Señor Obispo D. Pedro Manuel de Ávila y Cárdenas obispo de estas islas de Canarias del Consejo de su majestad… siendo testigos presentes a dicho matrimonio Blas Mateo, Ysidro Reyes y José Díaz y por verdad lo firmé”. Firman: Domingo Marrero y Francisco Ramos de Quintana.

RECAPITULACIÓN FINAL
Con la desaparición del apellido Falcón en este linaje damos por concluido este trabajo a mediados del siglo XVIII con la certeza de que los entronques posteriores están bien afirmados, pero antes queremos recapitular sobre la importancia genealógica de este apellido que es portado en la actualidad como primer apellido por unas trece mil personas en toda España, la mayoría de las cuales, sobre cinco mil, residen en la provincia de Las Palmas, muy por delante de Sevilla que queda en segundo lugar con 2500 residentes así apellidados, siendo curiosamente muy poco relevante su presencia en las provincias extremeñas, supuesto lugar de origen de los Falcón de Gran Canaria. Esto nos reafirma en nuestra creencia de que se trata de judíos sefarditas de probable origen portugués que migran de norte a sur huyendo de las persecuciones.
Los Falcón-Domínguez del siglo XVI son en todo caso, gente sencilla y laboriosa (zapateros, barberos, labradores, criadores, partera, etc.),  de la que podemos sentirnos ciertamente orgullosos de tenerla en nuestra ascendencia.


2 comentarios:

  1. Excelente trabajo. ¿Otro posible hijo de Diego Falcón y María Domínguez podría ser Juan Domínquez quien en 1579 hace memorial solicitando cédula de perdón de cinco meses de destierro por haber robado ciertos puercos a su cuñado Rafael Alemán? mencionado en los DOCUMENTOS CANARIOS EN LA SECCIÓN CÁMARA DE CASTILLA DEL ARCHIVO GENERAL DE SIMANCAS. GRAN CANARIA EN EL SIGLO XVI de Mª Emelina Martín Acosta y
    Mª Luisa Martínez de Salinas Alonso. Saludos

    ResponderEliminar
  2. Gracias por la aportación. Ciertamente podría ser el caso. Es curioso por otra parte que en ese memorial el tal Juan Domínguez conste como capitán.

    ResponderEliminar

Printfriendly