jueves, 22 de abril de 2021

VIII ENCUENTRO DE GENEALOGÍA GRAN CANARIA


COMITÉ ORGANIZADOR

Presidencia

- D. Tomás Van de Walle Sotomayor, marqués de Guisla-Ghiselin

Real Sociedad Económica del País de Gran Canaria RSEAPGC.

Secretaría:

- D. Eugenio Egea Molina

Genealogías Canarias.

- Dña. Cristina López-Trejo Díaz

Genealogías Canarias.


Vocalías:

- D. Miguel Rodríguez Díaz de Quintana

Instituto Canario de Estudios Canarios Rey Fernando Guanarteme.

- D. Fernando Rossi Delgado

Sociedad de Estudios Genealógicos y Heráldicos de Canarias.

- D. Juan Gómez-Pamo Guerra del Rio

Centro de Estudios Genealógicos de Canarias Marqués de Acialcázar.

- Dr. D. Raúl Sánchez Molina.

Centro de Estudios Afro-Hispánicos. UNED.

 

 

sábado, 6 de marzo de 2021

GENEALOGÍA SESGADA DEL MAYORAZGO DE ARUCAS: DEL CONQUISTADOR HERNANDO DE SANTA GADEA AL CINEASTA LUCHINO VISCONTI

JUAN MANUEL RODRÍGUEZ RODRÍGUEZ

La reseña histórica del Mayorazgo de Arucas es que tras su liquidación surgida, según sugiere algunos autores, tras el enrarecimiento de su gestión, problemas de mantenimiento junto a relajamientos en su administración y otros de índole hacendísticos (sobre el devenir de la administración en el XIX es
obligado consultar a Pedro Quintana Andrés y Armando Pérez Tejera, 20201), y suponemos que por la abolición de Vínculos y otras figuras pertenecientes al Antiguo Régimen,   fue a la postre comprado, en gran parte por D. Alfonso Gourié Álvarez y otra tan importante por D. Bruno González Castellano.
Existía en ese momento un enclave dentro del Mayorazgo propiedad del Marqués de Buen Suceso, que tuvo como antecedente a D. Bartolomé  Naranjo que ennobleció a su familia después de varias contribuciones con caudalosos fondos a la Tesorería General y Depositaría del Consejo de Indias de su Majestad Carlos III, destinada suponemos a conseguir sus pretensiones, que compraría a través de un hermano suyo, presbítero, se desconoce su anterior propietario pero pensamos en una propiedad anterior de la demarcación y que quedaba fuera de los que fueran las distintas agregaciones o lotes del Mayorazgo; este  emigrante procedente de  Venezuela que arribó a la isla con un importante peculio para conseguir una propiedad que, de alguna manera, legitimara sus aspiraciones a costa de los herederos milaneses, primero con propuesta y consecución de subarrendamiento completo del Mayorazgo y segundo con proposiciones de compra que por mor de desacuerdos y extinción de plazos no conseguiría (Rumeu de Armas, 19832). En las postrimerías  del Mayorazgo viene implicada, como explicaremos detalladamente, la rama italiana poseedora del mismo que se relaciona con los Visconti di Modrone apellido del archiconocido cineasta (europeísta y de concepciones universales) Luchino Visconti, por este sorprendente parentesco pretendemos hilvanar la conexión  histórica y  genealógica que, aunque producto de una casualidad no vinculante, si es de interés estudiarla dentro  de documentos bibliográficos.

lunes, 15 de febrero de 2021

LOS BENEDIT HORRUITINER. SUS DESCENDIENTES EN CANARIAS

 GUILLERMO J. RODRÍGUEZ ARIAS*

RESUMEN

En este artículo se exponen los orígenes de los Benedit-Horruitiner, sus ascendientes y descendientes, su entronque con las Islas Canarias, con Santiago de Cuba y La Habana, con San Agustín de la Florida y con los territorios peninsulares de España.

ABSTRACT

This article presents the origins of the Benedit-Horruitiners, their ascendants and descendants, their connection with the Canary Islands, with Santiago de Cuba and Havana, with San Agustin de la Florida and with the peninsular territories of Spain.

PALABRAS CLAVES

Santiago de Cuba, La Habana, Gran Canaria, San Agustín de la Florida.

KEYWORDS

Santiago de Cuba, Havana, Gran Canaria, Saint Agustine (Florida). 

San Agustin de la Florida. Foto: elcorreo.com

MI BISABUELA

En la ciudad de Santiago de Cuba, a las cinco y media de la tarde del 28 de Noviembre de 1921, ante los Sres. Ramón Portuondo y Portuondo, Juez Municipal y Eugenio García y García, secretario, verificaban su matrimonio civil D. Rafael Arias y León, natural de Las Islas Canarias, y Doña María Badell Horruitiner, natural de Santiago de Cuba, ante los testigos Sres. Blas Almeyda, Félix Tabaleta, Angel Rodón y Ernesto Ganivet. Ambos contrayentes de 29 años de edad[1]. De D. Rafael Arias viene el entronque con las Islas Canarias, por su matrimonio con Doña María Badell Horruitiner, el Benedit se fue perdiendo por comodidad procedimental y si bien su madre tampoco lo llevaba si que lo portaban su abuelo y antepasados como veremos a continuación.

DOÑA MARIA BADELL HORRUITINER, nació en Santiago de Cuba en 1892. Sus primeras palabras las dijo en inglés jamaicano, pues su familia tuvo que refugiarse en Jamaica mientras en Cuba se desarrollaba el conflicto bélico que le llevaría a su independencia, su tierra natal en esos momentos era insegura, sobre todo para mujeres y niños. Hija de D. Pablo Badell Loperena (1855) y de Doña Adelaida Horruitiner Asencio (1861), de Santiago de Cuba, abuelos paternos D. Pablo Badell y Planas y Doña Eufemia Loperena y Núñez y abuelos maternos D. Lino Benedit-Horruitiner y Justiz y Doña Natalia Asencio. Fue hermana de Alberto, Eufemia, Guillermo y Alicia.

Obra en mi poder el testamento de D. Pablo Badell Loperena otorgado ante el Dr. Pedro Celestino Salcedo y Mena el jueves 15 de Junio de 1916, en el que se describen los bienes que poseía y en el que establece un fideicomiso para sus hijas y nombra como amigos para "avaluo" a D. Eurípides Ibañez Sanchez y a D. Enrique Schueg Chassin[2].

lunes, 1 de febrero de 2021

ACOTACIONES GENEALÓGICAS DE UNA FOTOGRAFÍA

 JUAN M. RODRÍGUEZ RODRÍGUEZ

Néstor de la Torre: Verbena en Las Palmas de Gran Canaria entre 1931-34,  junto a conocidos y parientes. 

Tomamos como referencia de este trabajo  una fotografía histórica e inédita de Néstor de la Torre con amigos y parientes “lejanos” con ascendencia en su mayoría, por alguna u otra línea,  de los Doreste y Millares; en la imagen que nos sirve de portal, reúne una serie de personas que asisten a una celebración que, según podemos identificar por ciertos elementos, podría ubicarse en un salón del Gabinete Literario, entre 1931-1934 (horquilla  que podríamos dar por buena si tenemos en cuenta  que los fotografiados se encontraban en esos años en Las Palmas de Gran Canaria), no aparecen con atuendos propios de Fin de Año, si bien en plena República es posible que tales ornatos fueran dejados de lado en esos momentos, todo esto es pura suposición. Quizás se trate de alguna verbena en la Ilustre institución o quizás en el antiguo Club Náutico de Gran Canaria, que no olvidemos que todos fueron miembros de una y otra  sociedad, no solo descendientes de socios fundadores e incluso presidente como fue D. Luis Doreste Silva del Gabinete Literario; una de esta suposiciones es observar a la jovencísima señora que porta mantón de Manila. De derecha a izquierda figuran de pié Ventura Quevedo Ramírez, seguido de Néstor de la Torre, Luis Doreste Silva, Andrés García Pérez, Manuel Doreste Morales, sigue un personaje no identificado amigo de la familia y que haremos algunas aproximaciones, no contrastadas desde luego hasta el momento; sentados las señoras de muchos de ellos que seguidamente emparejaremos: Adela Navarro Mendoza, Clara Aurora de Armas Megías, Blanca Navarro Díaz y su hija Blanquita García Navarro.

miércoles, 27 de enero de 2021

NUEVA PUBLICACIÓN

Familias Suárez y Armas de Tenerife: 

El laberinto de su descendencia

Autor: José-Luis Machado

Información y venta: Amazon
 

jueves, 14 de enero de 2021

ALONSO DE LA BARRERA Y ANA DE VERA, RESEÑAS DE UNA PROGENIE.

CRISTINA LÓPEZ-TREJO DÍAZ orcid.org/0000-0003-4409-9260
EUGENIO EGEA MOLINA orcid.org/0000-0002-9433-6298

Ponencia presentada en el VII ENCUENTRO DE GENEALOGÍA GRAN CANARIA, organizado por Genealogías Canarias y RSEAPGC,

celebrado en Las Palmas de Gran Canaria el 19 de noviembre de 2020.
 

RESUMEN

Alonso de la Barrera cuya familia fue perseguida por la inquisición se vino a Gran Canaria donde casó con Ana de Vera en cuyas venas corría la sangre de los Carmona una estirpe judía y perteneciente a la élite de Jerez. Los Carmona y los Barrera, dos familias perseguidas y condenadas por la inquisición consiguieron en esta isla posicionarse y enlazar a sus hijos con destacadas familias de la sociedad isleña.

ABSTRACT

Alonso de la Barrera, whose family was persecuted by the inquisition, came to Gran Canaria where he married Ana de Vera in whose veins ran the blood of the Carmona family, a Jewish family belonging to the Jerez elite. The Carmona and the Barrera, two persecuted families and condemned by the inquisition, managed to position themselves on this island and linked their children with  prominent families of the island society.

PALABRAS CLAVES

Vera, Barrera, Carmona, judíos, inquisición, Jerez, Gran Canaria.

KEYWORDS

Vera, Barrera, Carmona, Jews, inquisition, Jerez, Gran Canaria.



VERA

Barranco de Azuaje
En 1515, una joven jerezana, de 18 años de edad, casaba en la ciudad de Canaria o de Las Palmas, con el onubense Alonso de la Barrera[1], catorce años mayor que ella. Se trataba de Ana de Vera, nieta paterna del general de la conquista y gobernador de Gran Canaria Pedro de Vera, e hija de los jerezanos Martin de Vera y Elvira Gutiérrez.

Recordemos que esta familia Vera ya había arribado en las islas en 1455 de la mano de Diego de Vera, el cual llegó con los señores Diego de Herrera e Inés Peraza. Fue gobernador de Fuerteventura y casó con Ana Sánchez de Morales, hija del cordobés Alonso Sánchez de Morales el cual arribó en el archipiélago con su primo Alonso Cabrera Solier, fallecido en Fuerteventura, los primeros años de 1500. Sus hijos se establecieron en Tenerife[2].

Un sobrino de Diego de Vera, el conquistador Pedro de Vera nació sobre 1440, en la collación de San Mateo en Jerez, hijo de Diego Gómez Mendoza escribano público y alguacil mayor de Jerez y de María de Vera, cuyos progenitores fueron García de Vera y Aldonza Vargas. Contrajo matrimonio en primeras nupcias con Beatriz de Hinojosa, hija de Miguel Pérez Hinojosa, uno de los conquistadores y repobladores de Jerez.

Pedro de Vera llegó a Gran Canaria en 1480 con el encargo real de finalizar una conquista que se había iniciado dos años antes y que concluyó en 1483, quedando como gobernador de la isla. En 1490 abandonó definitivamente Gran Canaria. Sobre 1504 fue sepultado en la capilla mayor del convento de Sto. Domingo el Real en Jerez adornada por las armas de los Vera y los Mendoza[3].

Printfriendly